Innovar para progresar

En muchas ocasiones tenemos la sensación de que innovar es algo extraño. Sabemos que se habla mucho de ello pero nos parece muy complicado e inabarcable.

Estos últimos días, buscando regalos para los pequeños de la casa, encontré una agradable sorpresa. Apli, empresa conocida por sus etiquetas adhesivas, está comercializando una línea de juegos educativos para niños de varias edades, basado en su producto base: los hashtags. Tiempo atrás ya vendía pegatinas de colores, pero esto es una evolución muy interesante.

No pretendo ahora hacer publicidad, pero me gritó tanto la atención que indagué un poquito y descubrí que, efectivamente, se trata de una evolución de su producto para adaptarse a un mercado que va cambiando y donde su producto clásico irá perdiendo cuota de mercado. De hecho, si no me fallan los datos, la venta de etiquetas ha pasado de ser aproximadamente, el 80% de su facturación, a ser el 30% y se ha ido sustituyendo, con mucho de éxito, por estos nuevos productos adaptados a las necesidades actuales.

Siempre es interesante tomar casos de éxito como referentes y creo que éste es uno de ellos. Como de un producto tan básico y “normal” como unas etiquetas se puede evolucionar a otros productos mucho más actuales y sin perder la esencia del que eres y del que haces y con la misma red de distribución. Es un claro ejemplo de innovación en mayúsculas.

Esto tiene mucho que ver con lo que nos espera en 2019: es evidente que innovar está al alcance de todos y que solo hay que querer hacerlo, aceptar que todo cambia y que nosotros también lo tenemos que hacer, observar objetivamente lo que pasa a nuestro alrededor, conocer de qué somos capaces  y actuar en consecuencia.

Seguro que el próximo año nos traerá muchos ejemplos como el de Apli que nos permitirán seguir teniendo una economía dinámica, imaginativa y con capacidad de adaptación al cambio.

¡Felices fiestas!

Enric Rius

0 153
Rius Consultors

Deja una respuesta